El Lamborghini Huracán EVO RWD Spyder, a la altura de su historia

    Fue presentado online y mediante realidad aumentada.

    No regala nada. Pese a ser cabrio, el diseño fue repensado para que no perdiese performance.

    La virtualidad parece ser la norma para la presentación de nuevos vehículos durante esta época de aislamiento social producido por la pandemia de coronavirus. El pionero fue el siempre elegante Salón de Ginebra, en marzo último, que desarrolló la muestra en forma ciento por ciento online; y el último en realizar un evento similar fue Lamborghini, que la semana última presentó su Huracán EVO Rear-Wheel Drive (RWD) Spyder no solo vía web sino estrenando la modalidad de hacerlo mediante la llamada realidad aumentada.

    ¿Cuál es la particularidad de este nuevo modelo de la casa de Sant’Agata Bolognese? Además de ser convertible, a diferencia de otros Huracán, la tracción es trasera (de ahí la denominación RWD) y para garantizar el placer de manejarlo y disfrutar de la adrenalina que genera, pero con mucha seguridad, cuenta con un sistema de control de tracción especialmente diseñado para este Spyder y denominado P-TCS (Performance Traction Control System), que mediante un selector ubicado en el volante y llamado ANIMA permite escoger entre tres modos de conducción (Strada, Sport y Corsa) permitiendo un control total del auto.

    En lo que hace al diseño, se retocaron algunas líneas para asegurar que mantenga la aerodinámica y el downforce aún sin el techo puesto.

    Al igual que la versión Coupé, tiene un motor naftero aspirado V10 de 5.2 L que genera 610 CV a 8000 rpm con un torque de 57 kgm a 6500 rpm, que se acopla a una caja LDF de doble embrague y 7 velocidades. Por eso, es que no resigna ninguna de las características de performance típicas de la marca: acelera de 0 a 100 km/h en 3,5 s, de 0 a 200 km/h en 9,6 s, alcanza una velocidad máxima de 324 km/h y frena de 100 km/h a 0 en 32,2 m.

    Claro que para alcanzar estos números tiene una impresionante relación peso-potencia, que es de 2,47 kg por CV (pesa apenas 1509 kg), lo cual se logró gracias a una carrocería construida en aluminio y resina termoplástica y un chasis de aluminio y fibra de carbono.

    Como detalle, la capota se puede retraer hasta los 50 km/h y lo hace en solo 17 segundos.

    Las primeras unidades estarán disponibles en los próximos dos meses.

    Fuente: La Nación


    Deja tu mensaje

    Your email address will not be published. Required fields are marked *