El argentino que diseñó los autos eléctricos de Audi

    El argentino Juan Manuel Díaz es el responsable de la estética del Q2 e-tron.

    Juan Manuel Díaz diseña para Audi.

    Aerodinámica mediante, hoy se dedica a bajar las décimas de segundo de los autos de competición que fabrica la marca alemana.

    Pero antes este rosarino dedicaba su talento a darle forma a autos de calle. Modelos de Alfa Romeo (MiTo y el interior del 8C), algún prototipo de Seat (IBX) y vehículos de serie de Audi (el nuevo A1) llevan su firma.

    Y en el Salón del Automóvil de Shanghái se conoció, algunos años después, que uno de sus trabajos le terminó dando el lenguaje de diseño que los Audi eléctricos comienzan a exhibir.

    La marca alemana presentó en la muestra asiática el Q2 e-tron, el primer vehículo de estas características que venderá en el gigante asiático, fabricado también en suelo chino.

    Este modelo cuenta con baterías de iones de litio que ofrecen una autonomía de 265 kilómetros con carga completa.

    Sin embargo, no es el primer vehículo eléctrico que presentó la marca de los cuatro anillos. Ese título que cabe al e-tron, un SUV más grande que se develó al año pasado. Pero que le debe al Q2 e-tron su característica trompa, sello de los autos eléctricos de la empresa.

    Díaz no escatimó detalles de ese momento: “necesitábamos resultados muy rápido. Era un proyecto bastante difícil porque había cambiado la reglamentación China respecto de cómo se tenían que comportar los vehículos en un choque”.

    Una de las pruebas que debía superar, de acuerdo con las reglamentaciones chinas, era soportar el impacto de un péndulo en la trompa sin que se rompieran las luces y dejaran de alumbrar.

    Diaz comentó que: “Fue un trabajo tremendo de búsqueda de geometrías. El sector de ingeniería siempre te provee una geometría que funciona, pero que estéticamente no queda bien balanceado. Así que fuimos cambiando la geometría de los paragolpes para lograrlo. Además fue un trabajo muy divertido, porque siempre trabajar con italianos es muy divertido. Especialmente si trabajás con italianos para los chinos.”

    Fuente: Clarín


    Deja tu comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *